Posted On January 26, 2015 By In Exalumnos en línea And 758 Views

El aporte de la literatura a mi vida

Los libros son, entre mis consejeros, los que más me agradan, porque ni el temor ni la esperanza les

impiden decirme lo que debo hacer.

-Alfonso V el Magnánimo


No puedo expresar todo lo que me ha aportado la literatura de una forma más precisa

que con la frase del epígrafe del Rey de Aragón Alfonso V. Desde que decidí brindarle un

espacio a la literatura en mi vida, soy una persona distinta, una mejor persona, la

literatura me ha permitido llegar a concebir mi entorno de una manera mucho más

profunda, con mayor madurez, me ha hecho consciente de lo que ignoraba en el pasado y

me ha hecho crítico frente a todos los sucesos de la vida.

Debo confesar que no siempre me he visto fascinado por los libros, incluso yo era de

esas personas que leían por obligación y me parecía tedioso leer un libro de 35 páginas

con una fuente tipo Arial 25, porque simplemente me parecía una actividad somnolienta y

aburrida, sin sentido y sin mayor propósito. Pero estaba equivocado, al igual que todas las

personas que hoy en día aún piensan como yo lo hacía, el hábito de leer no es para nada

algo absurdo, no es ninguna pérdida de tiempo, no es nada de eso, y si lo piensan así pues

rogaré por sus almas para que sean rescatadas del mar de la ignorancia.

Se preguntarán ¿Para qué leer cuando puedo encontrar una síntesis en internet? O

¿Para qué leer un libro cuando puedo ver la película?, pues resulta que no todo lo

podemos encontrar en la red, los libros nos ofrecen algo bastante peculiar que no

podemos obtener de ningún otro lado y es una voz, una perspectiva, una emoción, un

sentimiento, un punto de vista que narra los hechos con tal pasión que llega a influir en

nosotros como un tipo de terapia, logra entender nuestros problemas, nuestras

preocupaciones, nuestros secretos más oscuros y llega a brindarnos una respuesta, logra

hacer que nos demos cuenta de lo que sucede a nuestro alrededor y dentro de nosotros

mismos, y a la vez logra hacer que nos demos cuenta de lo que no forma parte de la

realidad; revive nuestros sentidos y hace que nuestra imaginación explore un sinfín de

mundos fantásticos donde podemos llegar a liberarnos o simplemente a concebir una

realidad mucho mejor que la que tenemos enfrente.

Por medio de la lectura logramos identificarnos, logramos entender, logramos

reflexionar ya sea frente a un amor platónico, frente a una cruda pero verídica concepción

de la sociedad, del gobierno, frente a un suceso histórico que alguna vez fue una simple

noticia pero que por medio del relato cobra vida y juega con nuestras emociones, y no

solo nos brinda conocimiento y cultura, nos permite descubrir una infinidad de palabras

nuevas, nos enseña a hablar y a escribir; y nos brinda una nueva y mejorada forma de

entender la vida.

Ya para concluir, solo quiero decir que no por el hecho de haber leído un libro que no

vaya con nuestros intereses o que no nos brinde una experiencia aportante o que

dejemos de leer por simple pereza mental, no es sinónimo de considerar el acto de la

lectura como algo monótono. Solo digo que se atrevan a adentrarse en este mundo tan

maravilloso y gratificante, simplemente encuentren algo de su interés y verán como a

medida que navegan por las páginas se hallarán así mismos y al verdadero placer del

conocimiento, – y porque no – lograr encontrarle sentido a todo lo que acabo de

mencionar en este escrito. Entonces, como dice el gran escritor argentino Jorge Luis

Borges “Siempre imaginé que el Paraíso sería algún tipo de Biblioteca.”, encuentren

ustedes mismos por medio de los libros su propio paraíso.

ANGEL ACOSTA

EXALUMNO IB -CCG PROMOCIÓN 2013-2014

PONTIFICIA UNIVERSIDAD JAVERIANA

FACULTAD DE ARQUITECTURA Y DISEÑO

About